Cultura

El argentino de origen español Javier Vargas, junto con su banda Vargas Blues Band, estarán presentes en la sala Akasha el próximo viernes 5 de marzo para actuar en concierto, un auténtico lujo para el que las entradas están a punto de agotarse debido al reducido aforo de la sala marchenera, pródiga en conciertos de calidad. La pueden obtener en el pub Trianon, entre otros lugares. Vargas es una banda de reconocido prestigio internacional que ha bebido de las influencias de los estilos más variados, desde el rock, al reggae, y lógicamente el propio blues.


Les ofrecemos algunos trazos importantes de la vida y obra de un artista que basa su riqueza musical en la influencia de las salas musicales de las ciudades más importantes de Estados Unidos, Londres y París, que las ha llevado en la sangre y de las que se ha empapado hasta ya desde hace más de dos décadas dirigir su propio proyecto, información que agradecemos a la sala Akasha y a su melómano Miguel, que nos consta que ha luchado hasta el final para traer a un grupo de esta envergadura nuevamente a Marchena. Por cierto que aún están a la venta algunos de los carnés anuales para los conciertos habituales que cada fin de semana se dan en Akasha, al precio de 15 euros para todo el año.

Javier Vargas (Madrid, 1955) es un guitarrista de blues y fundador de la Vargas Blues Band, ha grabado doce discos de estudio con la Vargas Blues Band y tres en directo, así como varios DVD de sus conciertos, recopilaciones en conmemoración de sus veinte años de trabajo, y tributos al rock argentino. Ha colaborado con músicos de la talla de Carlos Santana, Glenn Hughes, Raimundo Amador, Miguel Ríos, Andrés Calamaro, Prince y un sinfín más.

Tras pasar por diversas bandas, Javier decide en 1991 crear su propia banda, y así, aquel mismo año, graba y produce como líder de la VARGAS BLUES BAND el disco All around the Blues, con las colaboraciones de Elena Figueroa y Philip Guttman.

En 1994 graba Blues Latino junto a Andrés Calamaro, Chris Rea, Junior Wells y Flaco Jiménez, disco que tuvo una gran aceptación no sólo en España, sino también en Argentina. El tema del álbum llamado también Blues Latino fue regrabado por Carlos Santana en su disco Santana Brothers, y fue uno de los temas que el archiconocido guitarrista tocó en el festival de Woodstock.

En 1995 graba Texas Tango, puede que su mejor disco, en estudios de Memphis y Austin, producido por Jim Gaines y con la colaboración de la Double Trouble (la banda de Stevie Ray Vaughan), Larry Thurston de los Blues Brothers y Preston Shannon. Este disco cosechó grandes éxitos en paises como Francia, Suiza, Brasil o México, además de en España.


En julio de 1996 toca junto a Carlos Santana en París, en un concierto que enloqueció al público, concierto que se repitió en 1998 de nuevo en París y en Madrid, además de en la gira Supernatural del 2000. En 1997 graba de nuevo producido por Jim Gaines el disco Gipsy Boogie, entre Madrid y Memphis. Esta vez colaboró con el gran Raimundo Amador, Carles Benavent, La Chonchi, Little Jimmy King... entre otros. Se publicó en 24 paises, y su gira se extendió hacia Francia, Italia, Alemania y Portugal.


En 1998 Javier toca junto a "The Artist" (Prince) en el Palacio de los Deportes de Madrid. En ese mismo año se edita Feedback/Bluestrology, CD doble grabado en Checkendon con la coproducción de Ian Taylor y junto a Steve Potts, Dave Smith, Bobby Alexander... Bluestrology se editó en año 2000 por separado también. Un año después el grupo se desplaza a Estados Unidos para grabar su disco en directo en el club Buddy Guys Legend, lugar donde han tocado grupos como Johnny Death, y junto a artistas como Larry McCray, Sugar Blue y Elena Andujar, todo ello bajo la supervisión de Ian Taylor. El disco se completó con otro concierto en Madrid. El disco salió a la venta en 2000 bajo el nombre de Madrid-Chicago Live, junto con un video-documental.


En 2002 se incluye en el album Last Night todos sus temas grabados en el Buddy Guys Legend y un DVD con el concierto de Madrid y algunas escenas del concierto de Chicago, que recibió muy buenas críticas tanto en toda Europa como en Estados Unidos. El año 2002 será también el del reencuentro con sus raíces al otro lado del charco. Se publica el disco JAVIER VARGAS & ESPIRITU CELESTE, TRIBUTO AL ROCK ARGENTINO, en el que recoge las experiencias musicales vividas en sus años de residencia en Argentina y la influencia de grandes músicos locales como Litto Nebbia, Pappo, Claudio Gabis o Luis Alberto Spinetta. Contiene 16 canciones todas ellas versiones de temas clásicos del rock argentino como “Avellaneda Blues”, “El Tren de las 16”, “Mr. Jones” o “La Balsa”, y en el que colaboran el propio Nebbia, el rockero-futbolista German “Mono” Burgos, y Luis Mayol, a la voz y al bajo.


El 2003 viene cargado de novedades. Se publica CHILL LATIN BLUES primer disco totalmente instrumental de la banda, en el que se fusionan la guitarra (con todos sus matices blueseros, rockeros, e incluso toques flamencos) y sintetizadores, cajas de ritmos y efectos de sonido, creando ritmos cálidos y una atmosfera relajante. Temas como “Other Vision”, “Vivir al Alba”, “Buenos Aires Blues” o “Del Sur”, son representativos de la mezcla de estilos y conceptos musicales. Sin duda otro paso adelante en la evolución musical de Javier Vargas.

Suscríbete al canal de Youtube