Cultura

vericuetos jazz 1

 

El Festival de Jazz de Marchena, que comenzó a principios del presente mes con un extraordinario pasacalles a cargo de Choco's Hot Seven y que tuvo su continuidad con magníficas actuaciones, ha bajado el telón este sábado con el grupo Vericuetos, en una noche triunfal, con lleno absoluto en la Sala Carrera.

 


 
 
 
vericuetos jazz 4
 
La extraordinaria voz  de Elissa Hert, de piel blanca pero con alma negra, arropada por cuatro magníficos músicos veteranos ha conseguido en varias ocasiones  levantar a un público que se mostró participativo y que ovacionó largamente la actuación de Vericuetos.   Además de la cantante, llegaron de Morón de la Frontera, Juan Bermúdez y su  guitarra y la percusión de José Luis Delgado “El Seco”,  que junto a los marcheneros Pepe Aguilar, guitarra acústica, y el contrabajo de Javier Carmona componen esta formación que ya actuó con el mismo nombre en el Primer  Festival de Jazz de Marchena  junto  a Caledonia Blues Band allá por el año 1989.
 
vericuetos jazz 3
 
Para abrir boca, Corcovado, un tema clásico de jazz y bossa nova, que cuenta con numerosas versiones desde su aparición, a la que siguió  Smooth  Operator una, mezcla de pop, soul y jazz, con la que Vericuetos dibujó una atmósfera cálida y acogedora, que dio paso a la participación coral del público, repitiendo el estribillo de Nah Nhe Nha.
 
La versátil voz de Elissa Hert, brillante toda la noche al igual que sus músicos, trajo el recuerdo de Louis Armstrong y de Amy Winehouse, al interpretar magistralmente temas como Summertine o Back to Black, antes de que el grupo hiciera la versión instrumental de Caravan, probablamente la primera composición de la historia del jazz, según los estudiosos de este género musical.
 
vericuetos jazz 2
 
Con la interpretación  de Ain't no sunshine, All of Me, magnífica balada, Master Blaster de Stevie Wonder y Tennessee, Vericuetos consiguió levantar al público de sus asientos una y otra vez, antes de tocar instrumentalmente el tema Wave, una conocida canción portuguesa de bossa nova, para poner fin al repertorio programado con Man's World una canción reciente de la cantautora británica Marina. Sin embargo, el público entregado quería más y Vericuetos les correspondió  con dos nuevos regalos, en forma de jazz y bossa nova, What a Wonderful World y Chica de Ipanema, además de la repetición de Nah Nhe Nha, para poner brillante colofón a una noche en la que tanto los intérpretes como el público disfrutaron de la buena música.