Cultura

portada1

CRÓNICA DE ANTONIO JESÚS HIDALGO. Con una Sala Carrera a rebosar de público, la noche del sábado 30 de septiembre tuvo lugar el “I Festival de Artistas Flamencos de Marchena” organizado por la Peña Flamenca y las Delegaciones de Turismo y Cultura del Ayuntamiento de Marchena, y enmarcada en las celebraciones del Día Internacional de Turismo. Una gran noche que cumplió con creces las altas expectativas que había generado en diversos aspectos.



Efectivamente, para la Junta Directiva de la Peña Flamenca, la organización de este evento ha supuesto un paso muy importante en su consolidación como “una organización social sin ánimo de lucro que tiene como misión promover, promocionar, apoyar y divulgar de todas las disciplinas del Flamenco” y que aspira a “ser una organización de referencia”, según reza su Documento Programático”.

IMG 5605 redi
Un primer éxito, aunque ciertamente susceptible de mejorar, lo constituye la propia organización del festival. Con una Junta Directiva de la Peña Flamenca cohesionada, activa y muy involucrada cada uno en sus funciones, desde los aspectos institucionales y burocráticos previos, el contacto y organización de participantes, la difusión pública y movilización, la faceta artística directa, la presentación del evento, la atención al público… Muchos aspectos que han dado fruto esta noche gracias al esfuerzo y la ilusión del grupo humano presidido por Juan Reyes.
Otra de las expectativas superada con creces fue la repuesta del público, que llenó la Sala Carrera y ofreció una heterogeneidad y diversidad poco habitual en estos eventos, y que constituye una ilusionante realidad en nuestro pueblo.
Dentro de los objetivos de Peña está el dar respuesta a los numerosos buenos aficionados al flamenco ya consolidados. Pero también tenemos que atraer y fomentar afición de nuevos interesados, y dentro de estos, a una juventud con inquietudes y cierta iniciación en el conocimiento y disfrute del flamenco, pero que hay que atraer a espectáculos de calidad y pureza que permitan que este acercamiento conecte con las auténticas raíces. En este sentido, la noche de ayer fue, más que una promesa de futuro, una ilusionante realidad en la afición al flamenco en Marchena.
Y por último, el altísimo nivel ofrecido por los artistas desbordó plenamente las ya altas expectativas que se tenían. Todo fue confluyendo… la cercanía, la ilusión y con un conexión casi mágica con el público, para concluir en una explosión de arte y comunicación, que nos deja a todos satisfechos y una sensación de “quiero más…”

IMG 5609 redi

IMG 5611 redi
Abrió este formidable espectáculo Manuel Zaya “El Marchenero”, un Zaya que cada vez se le ve más cómodo en el escenario, se presentó ante el público perfectamente ataviado como antaño luciendo sombrero y un pañuelo al cuello no florido, como no diría Tío Joaquín de Paula, pero con lunares muy flamencos. Comenzó su actuación cantando por soleá, una soleá muy clásica al estilo de Alcalá con claro corte Mairenista. Siguió por Tientos, se templó muy bien con este cante y confeccionó unos tercios brillantes con un remate al límite y muy sentido. Terminó su actuación con cuatro fandangos dos naturales y dos por Huelva. El público se entregó con Manuel en muchos momentos de su actuación.

IMG 5615 redi

IMG 5617 redi
La sabiduría de la noche la puso indiscutiblemente José Gago, hizo una soleá a ritmo, no llegando a ser por bulería, verdaderamente memorable, jugando a momentos con el patrón clásico y aportando un carácter personal a todos los estilos que interpretó que fueron muy diversos. Siguió interpretando dos malagañas la primera del Mellizo, magistralmente ejecutada y la segunda por la Trini que levantó literalmente al público asistente. Terminó con una ronda de fandangos naturales destacando entre ellos un fandango que muy pocas personas hacen “el del inigualable marchenero Pepe Palanca”.
A ambos los acompañó Juan Reyes, tocaor de toque puro y clásico que debería prodigarse más, con gran técnica y sensibilidad, y muy pendiente de arropar a los cantaores, con los que tiene una gran compenetración.

IMG 5619 redi

IMG 5626 redi

IMG 5623 redi
Cerró la primera parte Julia Carmona, muy bien acompañada a la guitarra por Melchor Chico y Amaga. Una joven realidad de un flamenco nuevo, que constituye una brisa de aire fresco, y que está en una clara línea de búsqueda de flamencura y pureza. Empezó con unas melódicas bulerías muy acompasadas, cantadas con mucho gusto y elegancia de su voz aterciopelada, para terminar con unos fandangos de Huelva de estribillo cantado, muy sentidos y flamencos.

IMG 5628 redi

IMG 5635 redi

IMG 5636 redi
Abrió la segunda parte un pletórico Rafael de los Reyes. Una gran realidad del cante, un valor presente, y con una proyección potencial enorme en cuanto a condiciones se refiere; una voz muy flamenca que es todo hondura, gran conocimiento para saber decir el cante. Se está haciendo un nombre importante en el mundillo, con su ilusión y bien hacer. Cantó unos espléndidos tarantos, con cuyos quejíos levantó al público, y unas bulerías con portentoso compás, con resonancias camaroneras y algún deje caracolero. Una actuación de nivel que colmo las expectativas, pero que nos permite elevar el nivel que se espera de él.
Le acompañó a la guitarra Melchor Chico, como a todos los artistas de la segunda parte. Un lujo, que por cercano y cotidiano, no deja de ser un verdadero genio, que conectó con el público, levantando oles en múltiples falsetas, y arropó sobre manera a los cantaores. Un guitarrista de primer nivel que debe reivindicar su sitio en el mudo del flamenco.

IMG 5639 redi

IMG 5640 redi

IMG 5643 redi
Desde su participación en el grupo de flamenquito “Los Puros”, Juan José de” los Puros”, se ha ido acercando aun flamenco de corte más puro, pero no había actuado aún en muchos eventos públicos cantando flamenco, por lo que fue una de las sorpresas de la noche. Comenzó cantando soleá por bulerías, con un marcadísimo compás al que contribuyó el animoso grupo de palmeros, con aires de Jerez y un brillante remate al estilo de Frijones. Cerró por bulerías de variado corte, con potencia, gran fuerza expresiva y buen compás. Una gran actuación para un ilusionante futuro flamenco.

IMG 5647 redi

IMG 5652 redi

IMG 5654 redi
Para cerrar la formidable noche flamenca la actuación de Lola Maya, cerrando con unas bulerías en las que demostró un vez más su arte. Acompañada por Melchor Chico al toque, Rafael de los Reyes y Juan José al cante y el excelente compás de palmeros, exhibió su gran sentido del compás, gran expresividad y plástica en sus estampas, depurada técnica de brazos y taconeo, y conexión con el público. Esta Maestra del Baile de Marchena dejó bien claro el porqué de su renombre en el mundo del baile flamenco, para un espectacular broche final.
En definitiva, éxito rotundo de este festival que anima en la línea a seguir para promocionar y difundir el flamenco en Marchena.

Síguenos en Facebook  Síguenos en Twitter  Síguenos en Youtube  Síguenos Feed

elfogon

marciense12

pliego perez lateral

superpin5

centro optico marchena 2